23 de septiembre de 2015

Santo Domingo.- El aspirante a alcalde del Distrito Nacional, Domingo Contreras, afirma que Roberto Salcedo tiene una deuda política muy grande con la dirigencia comunitaria del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) y revela que de 32 directores generales que tiene ese ayuntamiento, solo dos son dirigentes del partido de gobierno y el resto no pertenece a la organización fundada por el profesor Juan Bosch.
Establece que existe un divorcio entre la dirigencia del PLD en la capital y el actual gestor de la ciudad y recuerda que el actual alcalde solo se acerca a la base de esa organización durante cada proceso electoral e inicia el  nombramiento “de compañeros para luego cancelarlos”.
Tras asegurar que habrá primarias en la capital para escoger a quien será el nuevo alcalde de Santo Domingo, destaca que la dirigencia comunitaria peledeísta en el Distrito Nacional no se siente representada por el actual gerente de la ciudad y muchos menos por sus funcionarios.
Reitera que ganará de forma abrumadora el próximo congreso elector y revela que cuenta con una plataforma electoral, que al dia de hoy, tiene registrado 47 mil miembros, que al final del presente proceso pre-electoral alcanzará los 80 mil, lo que se reflejará en votos que coadyuvarán a la victoria electoral del presidente Danilo Medina y a él le garantizarán un seguro triunfo para dirigir el cabildo capitaleño.
Asimismo, el miembro del Comité Central del Partido de la Liberación Dominicana y asesor del Poder Ejecutivo en materia municipal, se refirió a la deuda política acumulada del actual alcalde frente a los munícipes y a los propios peledeístas, lo que le estaría generando cierto temor a acudir a un congreso elector interno para definir la candidatura a la alcaldía de la capital.
Entrevistado en el programa “La Opción de la Mañana” en el grupo Telemicro, Domingo Contreras reconoció la alta popularidad y aceptación de Danilo Medina, tanto como gobernante y como candidato, pero entiende que hay que hay que trabajar arduamente para que esto se refleje en las urnas.
“Esto debe completarse con boletas municipales que traigan figuras frescas, que generen entusiasmo, esperanza y expectativa, que podamos lograr que esa simpatía de más del sesenta por ciento que tiene el PLD, se convierta en votos, pero para eso la tarea es ardua y el trabajo persistente”, expresó Contreras.
Preguntado sobre como evaluaría la gestión de Roberto Salcedo al frente del cabildo de la capital y ante la observación de que fue secretario general de la Sindicatura durante diez años, Domingo Contreras expresó que la misma tiene “luces y sombras”, que se han encaminado proyectos y programas positivos, pero que muchas de esas iniciativas se ha  truncado o descontinuado, por lo que se necesita un re lanzamiento, una nueva dinámica, una re programación, un impulso con sangre nueva, de manera que esas tareas inconclusas puedan culminar e iniciar nuevas acciones, acorde con  las exigencias de una ciudad cuyos habitantes esperan más cada día.
Preparado para internas
Domingo Contreras reveló que se ha hecho acompañar de un excelente equipo político y que el trabajo realizado hasta el momento, en contacto directo con más del 90 por ciento de presidentes de comités intermedios, con las bases del PLD y los más diversos segmentos de la sociedad, lo han colocado en condiciones de participar en un proceso interno y salir victorioso.
“No tengo la menor duda de que habrá proceso interno, de que seré el candidato, pues en el Distrito Nacional el PLD no puede llevar un candidato que no garantice la victoria y en estos momentos nuestra candidatura es la mejor carta de triunfo. No lo digo yo, lo dicen los compañeros en cada barrio, en cada urbanización, en cada comunidad, en cada rincón del Distrito nacional”, dijo Domingo Contreras.
Estimó que pese a las situaciones actuales que se registran y se observan, el PLD tiene que mirar hacia el futuro y preservar su condición de partido comunitario, cercano al ciudadano, de arraigo popular y de compromiso con su comunidad.
compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter compartir en pinterest compartir en likedin

Afirma Roberto Salcedo tiene deuda política con el PLD

Santo Domingo.- El aspirante a alcalde del Distrito Nacional, Domingo Contreras, afirma que Roberto Salcedo tiene una deuda política muy grande con la dirigencia comunitaria del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) y revela que de 32 directores generales que tiene ese ayuntamiento, solo dos son dirigentes del partido de gobierno y el resto no pertenece a la organización fundada por el profesor Juan Bosch.
Establece que existe un divorcio entre la dirigencia del PLD en la capital y el actual gestor de la ciudad y recuerda que el actual alcalde solo se acerca a la base de esa organización durante cada proceso electoral e inicia el  nombramiento “de compañeros para luego cancelarlos”.
Tras asegurar que habrá primarias en la capital para escoger a quien será el nuevo alcalde de Santo Domingo, destaca que la dirigencia comunitaria peledeísta en el Distrito Nacional no se siente representada por el actual gerente de la ciudad y muchos menos por sus funcionarios.
Reitera que ganará de forma abrumadora el próximo congreso elector y revela que cuenta con una plataforma electoral, que al dia de hoy, tiene registrado 47 mil miembros, que al final del presente proceso pre-electoral alcanzará los 80 mil, lo que se reflejará en votos que coadyuvarán a la victoria electoral del presidente Danilo Medina y a él le garantizarán un seguro triunfo para dirigir el cabildo capitaleño.
Asimismo, el miembro del Comité Central del Partido de la Liberación Dominicana y asesor del Poder Ejecutivo en materia municipal, se refirió a la deuda política acumulada del actual alcalde frente a los munícipes y a los propios peledeístas, lo que le estaría generando cierto temor a acudir a un congreso elector interno para definir la candidatura a la alcaldía de la capital.
Entrevistado en el programa “La Opción de la Mañana” en el grupo Telemicro, Domingo Contreras reconoció la alta popularidad y aceptación de Danilo Medina, tanto como gobernante y como candidato, pero entiende que hay que hay que trabajar arduamente para que esto se refleje en las urnas.
“Esto debe completarse con boletas municipales que traigan figuras frescas, que generen entusiasmo, esperanza y expectativa, que podamos lograr que esa simpatía de más del sesenta por ciento que tiene el PLD, se convierta en votos, pero para eso la tarea es ardua y el trabajo persistente”, expresó Contreras.
Preguntado sobre como evaluaría la gestión de Roberto Salcedo al frente del cabildo de la capital y ante la observación de que fue secretario general de la Sindicatura durante diez años, Domingo Contreras expresó que la misma tiene “luces y sombras”, que se han encaminado proyectos y programas positivos, pero que muchas de esas iniciativas se ha  truncado o descontinuado, por lo que se necesita un re lanzamiento, una nueva dinámica, una re programación, un impulso con sangre nueva, de manera que esas tareas inconclusas puedan culminar e iniciar nuevas acciones, acorde con  las exigencias de una ciudad cuyos habitantes esperan más cada día.
Preparado para internas
Domingo Contreras reveló que se ha hecho acompañar de un excelente equipo político y que el trabajo realizado hasta el momento, en contacto directo con más del 90 por ciento de presidentes de comités intermedios, con las bases del PLD y los más diversos segmentos de la sociedad, lo han colocado en condiciones de participar en un proceso interno y salir victorioso.
“No tengo la menor duda de que habrá proceso interno, de que seré el candidato, pues en el Distrito Nacional el PLD no puede llevar un candidato que no garantice la victoria y en estos momentos nuestra candidatura es la mejor carta de triunfo. No lo digo yo, lo dicen los compañeros en cada barrio, en cada urbanización, en cada comunidad, en cada rincón del Distrito nacional”, dijo Domingo Contreras.
Estimó que pese a las situaciones actuales que se registran y se observan, el PLD tiene que mirar hacia el futuro y preservar su condición de partido comunitario, cercano al ciudadano, de arraigo popular y de compromiso con su comunidad.